Errores al cortar jamón y cómo evitarlos

Los típicos errores al cortar jamón en casa

¿A quién no le gusta disfrutar de un buen plato de jamón recién cortado? Pero cortar el jamón de manera adecuada es más que un ritual. Por eso, hoy en Jamón Ibérico Matas os contamos cuáles son los errores al cortar jamón y cómo evitarlos.

No disponer de unas herramientas adecuadas

En este punto se pueden resumir todos los errores al cortar jamón. Sin unas herramientas adecuadas es imposible cortarlo bien.

Para empezar, necesitaremos un jamonero, soporte o tabla. El jamón debe estar bien sujeto para cortar con seguridad y comodidad.

Por otro lado, hemos de preparar todos los cuchillos que necesitaremos para cortar el jamón. Desde el cuchillo jamonero para lonchear, hasta la puntilla, el deshuesador o el cuchillo de carnicero. Cada uno tiene una función específica en el corte del jamón.

Recuerda que deben estar correctamente afilados para que los cortes sean limpios y sin resistencia.

Finalmente, no podemos olvidar otros elementos como el plato o recipiente donde colocaremos el jamón recién cortado. Para quienes no tengan mucha experiencia con los cuchillos, un guante de malla puede ser una protección fundamental para evitar cortes.

No colocar el jamón adecuadamente

El soporte para el jamón o jamonero es una parte imprescindible del proceso de corte. De nada sirve tener un buen lugar para colocarlo si no lo hacemos bien.

Primeramente, debe de estar bien colocado. Si el jamón ya estaba comenzado de otras ocasiones, pondremos la zona de corte para arriba, de manera que podamos continuar cortando.

Sin embargo, si es la primera vez que lo cortamos, deberemos colocar la parte más estrecha del jamón para arriba. Este lado es más seco que el otro y hay que comenzar así el jamón para evitar que se seque antes de tiempo.

Si no es la primera vez que cortas jamón y sabes a ciencia cierta que lo vas a lonchear entero de golpe (en caso de bodas, fiestas, reuniones familiares, etc.), puedes colocarlo del lado que prefieras. Al cortarlo todo de una sentada, no hay ocasión de que se seque.

No conservarlo correctamente

Este es otro de los grandes errores al cortar jamón. Puedes manejar los cuchillos a las mil maravillas, pero si no sabes cómo conservar el jamón cuando hayas terminado tu sesión de corte, lo echarás a perder.

Recuerda mantenerlo en un lugar fresco y seco, alejado de la luz solar y resguardado de los cambios de temperatura. Si dispones de una bodega o despensa, mejor que mejor.

Y nada de echar aceite de oliva a la zona de corte. Guarda un trocito de la propia grasa del jamón y utilízalo para sellar la superficie de corte. Así no modificas el sabor y te garantizas una buena conservación.

Antes de hacerlo mal, opta por el jamón loncheado

Si eres una persona negada cortando jamón y no quieres destrozar esta maravilla culinaria, no te preocupes, hay solución.

En Jamón Ibérico Matas ofrecemos a nuestros clientes la posibilidad de adquirir el jamón loncheado. Opta por nuestros loncheados cortados a cuchillo y parecerá que lo has hecho tú un ratito antes.

¡La manera más cómoda y deliciosa de disfrutar comiendo jamón!